Trabajando básicamente tinta y acuarela combinada en técnica húmeda con lápices de colores, el ilustrador filipino Julian Callos logra un trabajo llamativo e inspirador. Sus obras, la mayoría de corte onírico, se basan en temas tan recurrentes como la naturaleza y el encuentro entre realidad y fantasía. Actualmente radicado en Los Ángeles, Estados Unidos -ciudad que es para el artísta de 24 años un cúmulo de inspiraciones- Julian plasma en imágenes la marcada influencia en su vida del cómic, los dibujos animados y la cultura pop.

© Julian Callos

“Soy un tipo bastante tímido, por lo que el arte siempre ha sido una gran manera de expresar lo que soy y lo que me gusta”, señala Julian. “Los dibujos animados que veía cuando era niño me inspiraron para empezar a dibujar, y a muy temprana edad supe que quería crecer para convertirme en artista”, dice. Fue así como en 2009, se gradúa del Otis College of Art & Design, donde conoció a increíbles profesores y compañeros que marcaron su norte, muchos de los cuales se han transformado en sus mejores amigos y testigos de su evolución y aprendizaje, un viaje muy divertido que es para el artista un emocionante desafío de cara al futuro.

© Julian Callos

© Julian Callos

© Julian Callos

Enlace: juliancallos.com

No Hay Más Artículos